ejercicios sencillos para eliminar la grasa

4 ejercicios fáciles para la grasa de la espalda

Cada verano, tener el cuerpo tonificado y en forma probablemente sea lo más importante que tengas en mente. Con cientos de ejercicios diferentes que se dirigen a sus abdominales, parece más difícil cuidar esas áreas no tan adorables a las que las personas se refieren como “manijas del amor”, que son depósitos de grasa en los costados de la parte inferior de la espalda.

Para las mujeres, otras quejas comunes en la espalda incluyen piel flácida o extra alrededor de la parte de la espalda donde se cierra el sostén, y querer apretar la piel debajo de las axilas.

Michelle Kalisz es una profesional del fitness en la ciudad de Nueva York que se especializa en Pilates, yoga y danza. Ella nos ayudó a identificar cuatro ejercicios simples para fortalecer y tensar la espalda, así como para reducir la grasa de la espalda.

“Una cosa a tener en cuenta es que la ubicación de la grasa almacenada es en gran parte genética y controlada por la dieta”, dice Kalisz. “Aunque la reducción es definitivamente posible, cambiar drásticamente las proporciones de uno es muy raro. Pilates es una excelente manera de remodelar y alargar el cuerpo a su máximo potencial”.

La combinación de cardio y dieta es probablemente lo mejor que puedes hacer para la grasa de la espalda, ya que ambos ayudan a reducir la cantidad de depósitos de grasa en el cuerpo. Aquí hay cuatro ejercicios que Kalisz recomienda para tonificar esta área difícil.

Levantamiento lateral de piernas

Este ejercicio de estiramiento lateral de piernas está diseñado para estabilizar las regiones musculares pélvico-lumbares y oblicuas, así como la flexión lateral, que fortalece los músculos del torso alrededor de la región espinal.

  • Acuéstese derecho en el piso sobre su lado derecho, con la pierna, la cadera y el costado contra la colchoneta. El brazo derecho puede descansar detrás de su cabeza o frente a su cuerpo para mantener el equilibrio y el apoyo.
  • Apoye la pierna izquierda sobre la derecha, apilada encima.
  • A medida que exhala, levante ambas piernas juntas del suelo de 7 a 10 cm.
  • Asegúrese de iniciar el movimiento desde el núcleo de su cuerpo.
  • A medida que inhala, baje las piernas hacia la colchoneta, manteniendo los pies ligeramente por encima del suelo como si estuviera flotando sobre él.
  • Repita este movimiento de 6 a 8 veces antes de bajar los pies al suelo.
  • Cambia a tu lado izquierdo y repite.

Extensión de espalda

Kalisz dice que este ejercicio es clave para fortalecer los músculos extensores de la espalda y para el control abdominal.

  • Comience en el tapete, acostado boca abajo con el estómago sobre el tapete.
  • Mantenga los brazos a los costados contra el torso con las palmas presionadas contra los muslos.
  • Mantenga las piernas juntas con los dedos de los pies ligeramente puntiagudos.
  • Inhale y levante la parte superior del tronco de la colchoneta, manteniendo la parte superior de los pies presionada contra la colchoneta.
  • Asegúrese de usar los abdominales y la espalda para extender el tronco hacia adelante y hacia el aire.
  • Mientras exhalas, baja el torso hacia la colchoneta.
  • Repita de 6 a 8 veces.

Estiramiento gato-vaca

El tramo gato-vaca tiene algunos nombres diferentes. No importa cómo lo llames, es excelente para la postura y debería ayudarte a lidiar con la grasa de la espalda. “Piensa en llenar los pulmones mientras inhalas y ahuecar el vientre mientras exhalas”, sugiere Kalisz.

  • Comience a cuatro patas, con las muñecas alineadas y los hombros y las rodillas alineados con las caderas.
  • Mientras inhala, deje caer la barriga y levante la barbilla y el coxis lo más alto que pueda, mirando hacia el techo. Su columna vertebral debe comenzar a formar algo parecido a una forma de “U”.
  • Mientras exhala, succione su abdomen hacia la columna vertebral, arqueando la espalda mientras dobla el coxis.
  • Mueve la barbilla hacia el pecho mientras exhalas.
  • Repita este movimiento 4 o 5 veces, concentrándose en su respiración.

Nadando

Kalisz sugiere pensar en alargar el cuerpo con los dedos de las manos y los pies y levantarlo al máximo al hacer este ejercicio de “natación”.

  • Comience recostándose sobre su estómago con los brazos frente a usted contra la colchoneta.
  • Lentamente levante los brazos y las piernas del piso, como si se moviera a una posición de “Supermujer” o “Superhombre”, manteniéndolos juntos mientras se ciernen sobre el tapete.
  • Inhale mientras levanta el brazo derecho y la pierna izquierda al mismo tiempo.Exhalar.
  • Inhale nuevamente mientras levanta el brazo izquierdo y la pierna derecha más alto hasta que sus movimientos comiencen a parecerse a “nadar” en el aire.
  • Haga 3 juegos de 8 interruptores de derecha a izquierda.

Para llevar

Para todos estos ejercicios, Kalisz dice que empieces despacio y luego retíralo a medida que te sientas más fuerte. “A medida que te sientas más cómodo con la coordinación, comienza a acelerar el movimiento”, dice ella. “Mantenga la respiración suave y constante”.

Siempre hable con su médico antes de comenzar cualquier rutina de ejercicios.